ANÁLISIS

Bipedación Y Cerebración: un enfoque hacia la mujer

Por: Juan Manríquez

INTRODUCCIÓN

En el siguiente ensayo, se hace un repaso por la historia evolutiva de nuestra especie, el homo sapiens, haciendo especial enfoque en el papel que ha tenido la mujer. Se inicia explicando el proceso de encefalización, cómo se desarrolló hasta lograr la complejidad que tiene hoy y los efectos que este proceso tuvo en la estructura femenina. Se explica también el proceso de interacción entre células nerviosas, su proceso de conexión y reconexión, así como los problemas causados a causa de la muerte de neuronas. Se explica además la similitud que hay entre el proceso de la sinapsis, y la simulación en las redes neuronales. Por último, se muestran teorías a favor y en contra del proceso de bipedación.

ENCEFALIZACIÓN

La encefalización es el proceso en el que nuestra especie ha desarrollado y optimizado un cerebro cada vez más grande, hasta lo que es ahora.

En estos tiempos, el papel de la mujer, en cualquier actividad, se proyecta casi como nulo, o insignificante. En este documento, se hace un repaso del papel que ha tenido la mujer desde hace aproximadamente 3 millones de años, desde el paleolítico, cuando emergían los australopitecus , hasta la actualidad.

Alt


Imagen 1. Esquema evolutivo desde los primeros homínidos hasta el hombre actual. Adaptado de DIOS NACIÓ MUJER.

En el cuadro 1, se aprecia un árbol genealógico que ha recorrido nuestra especie. Las bifurcaciones que más merecen ser analizadas, son las que se dan con el australopithecus anamensis, hace aproximadamente 4.2 millones de años( m.a. ), de ahí se dividen los afarensis, por un lado emergiendo hace aproximadamente 3.5 millones, y el primer homo en la rama derecha, emergiendo hace 2.5 millones. homo habilis( -1-9 a -1.6 m.a ) produce a ergaster( -1.8 a -1.6 m.a. ), y aquí se produce otra especiación, por un lado, homo erectus( -1.2 m.a. ), del que vemos, su línea ha desaparecido. Por otro lado, antecessor( -0.9 a -0.7 m.a. ) produce a su vez a heidelbergensis y neanderthalensis en una rama, y a *rodhesiensis y sapiens, a la que pertenecemos nosotros.

Los relatos organizadores que imperan hoy, parecen mostrar una organización que se muestra sempiterna, mostrándonos como natural una deidad de rasgos masculinos, pero no siempre fue así

la mayor parte del tiempo que sapiens ha poblado el planeta, creando relatos que den sentido y orden a todo.

EL concepto de Dios como un ser de características masculinas, es una transformación de una deidad creadora/transformadora que inicialmente se pensó en el imaginario colectivo como un ser de características femeninas. Pepe Rodríguez se pregunta: ¿Quién, sino una hembra, de cualquier especie, está capacitada para poder crear, para dar una vida mediante la fecundación y el parto?, ¿quién, sino la mujer, cuida de su prole y se encarga de abastecer las necesidades básicas de su entorno inmediato?

En los primeros intentos de explicaciones de eventos naturales, y de cómo provocarlos, se seguía un razonamiento como el siguiente: si alguien veía a patos acicalando sus alas, y momentos después llovía, su razonamiento se desarrollaba como sigue: <<si hago un movimiento igual a ellos, entonces provocaremos que caiga agua del cielo.>> A partir de este razonamiento se comenzaron a crear proto-rituales en los que se imitaban los acicalamientos de los patos para provocar la lluvia, y si en el futuro llovía, esto se debía a que el ritual había funcionado.

Este tipo de razonamientos se siguen practicando en la actualidad, la magia totémica es un ejemplo de que lo semejante atrae lo semejante. Colgar una pata de conejo como llavero se piensa trae buena suerte al portador, transmitiendo habilidades como la astucia o velocidad de los conejos para escapar de sus depredadores.

Conforme avanza la evolución, acercándose paso a paso hasta lo que somos hoy, la masa encefálica fue creciendo, aunque una mayor masa encefálica no refleja una inteligencia mayor. El hombre neandertal tenía, se calcula, una masa encefálica mayor a la del sapiens, pero fue este último el que tuvo mejor éxito reproductivo. Esto se pudo deber a que el cerebro de sapiens fue una optimización respecto a las conexiones neuronales, las sinapsis. Esta optimización produjo un cerebro que, aunque más pequeño, se adaptó mejor al ambiente.

En el siguiente apartado se da una explicación del funcionamiento de la sinapsis, las conexiones neuronales que se optimizaron dando lugar al actual cerebro.

SINAPSIS

Alt


Imagen 2. Partes de una neurona.

El cuerpo celular, o soma es la parte principal de la neurona, y es aquí donde se produce la energía que es transmitida y/o recibida por otras neuronas. Las dendritas son prolongaciones que salen del soma y se encargan de recibir los impulsos eléctricos que vienen de otras neuronas, a su vez, el axón es la terminal que se encarga de enviar la información producida en el soma a otra neurona.

En la imagen 3 se muestra el momento en que se produce la sinapsis, el momento en que una neurona recibe información de otra neurona. La información enviada son neurotransmisores, sustancias creadas por el cerebro y que, además de recibir y/o enviar información, regulan nuestros estados anímicos. El funcionamiento de la segregación de neurotransmisores se asemeja a un conjunto de válvulas, cada una con su específico nivel de presión. Cuando estas válvulas sufren una desestabilización, se producen diferentes tipos de demencia. Tal como lo explica el Dr. Manfred Spitzer en DEMENCIA DIGITAL, la palabra << demencia >> se deriva del latín de( hacia abajo ) y mens( mente ). Significando < descenso o decadencia mental >.

Alt


Imagen 3. Momento de la sinapsis.

El cerebro humano contiene unos cien mil millones de células nerviosas, y cada una de ellas tiene hasta 10,000 conexiones con otras células nerviosas. El número de sinapsis en el cerebro asciende aproximadamente a diez mil billones!!! Estas sinapsis se transforman continuamente dependiendo de si se utilizan o no. Las sinapsis se hinchan cuando se las pone a prueba; y se atrofian y acaban extinguiéndose cuando no se las utiliza. Estas conexiones se amplían, se debilitan, se eliminan y se vuelven a formar completamente nuevas conexiones, manteniendo al cerebro en una especie de terreno en obras permanentes.

Las enfermedades del cerebro que destruyen células nerviosas, cuando aparecen los primeros síntomas, ya hace mucho tiempo que se produjeron daños claros. En la enfermedad del Parkinson, responsable del deterioro del control del movimiento corporal, los primeros síntomas, como temblores, rigidez en el movimiento y rigidez muscular se muestran, por lo general, cuando ya se han extinguido más de la mitad de las neuronas específicas de la enfermedad. El declive de las neuronas comienza antes que los síntomas.

Queda para un siguiente ensayo, la cuestión de si el tipo de muerte de las neuronas se considera una apoptosis(del griego antiguo ἀπόπτωσις, apóptōsis, caída, desprendimiento), es decir, una vía de destrucción o muerte celular programada.

Alt

Imagen 4. Decadencia mental y sintomatología de la demencia. Adaptado de DEMENCIA DIGITAL.

Me permitiré mostrar la analogía entre las neuronas en nuestro cerebro y las neuronas simuladas en la actualidad, en el aprendizaje de máquinas,

Alt

Imagen 5. Perceptrón multicapa. Adaptado de Application of an Artificial Neural Network for Design of Sustained-Release Matrix Tablets Containing Vaccinium Myrtillus Leaf Powder Extract.

Las entradas de información se representan en un vector X, cada valor en X representa una característica de un individuo. Por ejemplo, en el famoso dataset iris plant, en el que se describen 3 tipos de flores utilizando 4 características fueron medidas: el ancho y largo de los sépalos y pétalos.

Cada X está representada de la siguiente manera:

Xi=[5.1, 3.5, 1.4, 0.2]Xi=[5.1,3.5,1.4,0.2]

una muestra de varias X sería:

X=[5.1, 3.5, 1.4, 0.2], [4.9, 3. , 1.4, 0.2],[4.7, 3.2, 1.3, 0.2],… .X=[5.1,3.5,1.4,0.2],[4.9,3.,1.4,0.2],[4.7,3.2,1.3,0.2],….

Cada individuo se multiplica por una matriz de pesos, que en la imagen 4 estaría siendo representada por las conexiones entre la capa de entrada y la capa oculta, dando resultado a los valores de la capa oculta.

Aquí es donde se asemeja el la sinapsis, el valor resultante en la capa oculta de introduce a una función de activación, por lo general una función sigmoide, y dependiendo de este resultado, si es lo suficientemente grande el valor, se envía un pulso a la siguiente capa, de lo contrario, no se envía.

Alt


Imagen 6. Funciones de activación para una red neuronal.

Las funciones para mejorar la matriz de pesos pueden ser de tipo Back Propagation o un Algoritmo Evolutivo, siento estos los más comunes. La explicación de estos métodos es más propio para otro ensayo.

REGRESANDO AL AUSTRALOPITHECUS

La capacidad craneal del del afarensis era de aproximadamente 439 cc, con un peso de 426 gr.

La bipedación, y el cráneo cada vez más grande de la cría, comenzó a hacer más complicada la labor de parto. <<La maldición bíblica que supuestamente lanzó Yahvé contra la mujer -multiplicaré los trabajos de tus preñeces. Parirás con dolor los hijos->>, ya estaba vigente en los australopithecus afarensis.

La idea anterior la complementa Carl Sagan en LOS DRAGONES DEL EDEN, mostrando “una notable diferencia en la masa corporal de los peces y reptiles, frente a las aves y mamíferos, presentando una considerable masa cerebral en proporción a la masa o peso corporal, llegando el cerebro a pesar de 10 a 100 veces más que en los reptiles.”

Más adelante, Harry Jerison indica algunas excepciones en esta correlación, como en la musaraña, que cuenta con una masa cerebral de 100 miligramos en un cuerpo de 4.7 gramos, situándose en la escala del homo.

Siguiendo con sagan: “paleontólogos han llegado a la conclusión de que el bipedismo precedió a la encefalización, esto después de encontrar fósiles de australopitecus que mostraban un volumen cerebral de 500 cm cúbicos.”

El primer hombre cuyo volumen endocraneal coincide con el del hombre actual es llamado homo erectus.

Alt


Imagen 6. En este diagrama se coteja la masa cerebral con la masa corpórea de primates, mamíferos, aves, peces, reptiles y dinosaurios. El diagrama se ha tomado de la obra de Jerison( 1973 ).

Wilfred Le gras, observa que se produjo una remodelación total de la pelvis, producto del incremento en el volumen craneal. Se sugiere que fue una adaptación para facilitar el parto de la generación de individuos dotados de una consistente masa cerebral. Así, las madres que habían heredado pelvis dilatadas pudieron engendrar criaturas dotadas de cerebros grandes, que, una vez llegados al estado adulto, y a causa de su intelecto superior, competían ventajosamente con criaturas descendencia de madres con una pelvis más reducida.

«Que yo sepa, –comenta Sagan–, el alumbramiento es normalmente doloroso en una sola especie de los millones de especies animales que pueblan la tierra: la del ser humano. Posiblemente siendo consecuencia del reciente e incesante incremento de la capacidad craneal. C. Judson comenta: <<su formidable crecimiento en la última fase filogenética constituye uno de los ejemplos más llamativos de la transformación evolutiva que conoce la anatomía comparada.

En el Génesis se halla una explicación del nexo entre la evolución de la inteligencia y el dolor del parto.

Como castigo por comer de la fruta del árbol del conocimiento del bien y del mal, Dios dice a Eva:

“Parirás con dolor”( Génesis 3,16 ).

No hay que dejar de lado la hermenéutica tan grande que tiene la biblia para dar este tipo de analogías.

En 4 millones de años de evolución, la masa encefálica del ser humano se triplicó, pasando desde los 426 gr que pesaba como promedio en los australopithecus, a los 1,300 gr del actual homo sapiens.

Hasta ahora, hemos explicado el proceso por el que ha pasado nuestra especie para adquirir un cerebro cada vez mayor, y los cambios fisiológicos que se modificaron en en el fenotipo para engendrar descendencia con cerebros más aptos. Ahora toca explicar la formación cerebral y cuales son las capas que en este proceso de desarrollaron.

Ivanovich Gurdjieff, en HISTORIAS DE BELCEBÚ A SU NIETO, en todo momento se refiere a los humanos como: “esos seres tricéfalos”. La razón por la que los llama así, es que nuestro cerebro está compuesto de 3 partes, cada una envolviendo a otra. Este modelo fue propuesto por Paul MacLean para explicar la función de los rastros de evolución en nuestro cerebro, explicándolo de la siguiente manera:

COMPLEJO R

O también conocido como el cerebro reptiliano( y no tiene nada que ver con teorías conspirativas que sugieran que los humanos venimos de una raza de reptiles gigantes que viven en la constelación draconiana ). Su nombre deriva del hecho de que el cerebro de un reptil es dominado por el tronco encefálico y el cerebelo. Este se encarga de los comportamientos instintivos para sobrevivir, controlando los músculos, y funciones como la respiración y el latido del corazón.

SISTEMA LÍMBICO

Esta porción de cerebro deriva del “cerebro viejo del mamífero”, y es el origen de las emociones, memoria y relaciones sociales.

MacLean observa que todo en el sistema límbico es “agradable o desagradable”. La supervivencia está basada en una forma evasiva de dolor (desagradable) y una forma recurrente de placer (agradable).

NEOCORTEX

Se encuentra únicamente en el cerebro de mamíferos, incluyendo los seres humanos. El neocórtex es responsable de la ejecución de las funciones del cerebro de carácter superior, que abarcan la cognición, la percepción sensorial y el sofisticado control motriz. La evolución del neocórtex en mamíferos se considera un avance clave que permitió las funciones cognitivas más elevadas,​ es decir, el lenguaje, el pensamiento avanzado, el razonamiento, y la sapiencia. Paul MacLean consideraba su aparición como el paso más reciente en la evolución del cerebro de los mamíferos, lo que les confería la habilidad para el lenguaje, la abstracción, la planificación y la percepción.

Una descripción, tal como la detalla MacLean, se puede observar en la imagen 7.

Vemos pues que, compartimos con los reptiles una parte del cerebro llamada cerebro reptiliano, con los mamíferos también compartimos el sistema límbico, y aunque en los mamíferos también se encuentra el neocórtex, es el los humanos donde se encuentra más desarrollado.

Resulta interesante las conexiones entre el sistema límbico y el neocórtex, pues explica Grandin, T., & Johnson( 2009 ), es aquí donde se producen modificaciones que producen autismo, aunque esto puede quedar para otro ensayo.

Alt

Imagen 7. Estructura anatómica del cerebro triuno Según Paul MacLean, neurólogo que por décadas investigó la evolución y desarrollo del cerebro y comportamiento humano, nuestra comunicación o lenguaje, dependen no solo de un cerebro, sino de tres que están interconectados a través de millones de fibras nerviosas, pero que al parecer mantienen independencia en muchos procesos del organismo en virtud a que cada uno evolucionó en tiempos diferentes manteniendo así muchas de sus funciones primitivas intactas. Adaptado de La facultad predictiva del lenguaje: de la comunicación celular a la comunicación digital

BIPEDACIÓN

Hemos visto, en el apartado anterior, los procesos que se desarrollaron y dieron como resultado un cerebro más grande y adaptado a la supervivencia. Ahora veremos el proceso de bipedación( o bipedalización ) que hemos tenido como especie y nos ha llevado a caminar sobre 2 pies.

Como se ha especificado en el título de este ensayo, el enfoque es el del papel que ha tenido en la mujer en la historia evolutiva, por lo que este siguiente capítulo parece una plática entre Desmond Morris y Elaine Morgan.

Desmond Morris, en EL MONO DESNUDO, señala simplemente que <<sometidos a grandes presiones para aumentar sus hazañas como cazadores, se enderezaron más, convirtiéndose en corredores más rápidos y mejores. >>. Siguiendo la explicación de Morris, se sugiere que los monos terrícolas ancestrales tenían un cerebro grande y desarrollado, al igual que buenos ojos y manos prensiles y eficientes. Además, hay que recordar que los los primates gozan de cierto grado de organización social. Esto comenzó a producir cambios vitales, mediante una fuerte presión para aumentar sus habilidades de cazadores, volviéndose más erectos y veloces.Sus manos se libraron de las funciones propias de la locomoción, fortaleciéndose en el manejo de armas. Robert Audrey sugiere que: “simplemente aprendimos a mantenernos erguidos, en primer lugar, como exigencia de la vida de cazadores”.

Las explicaciones anteriores implican que, en un momento, un cuadrúpedo se dio cuenta que se podía mover más rápido con con dos patas que con cuatro. Procuremos imaginarnos que un cuadrúpedo actual- un perro por ejemplo- descubra de igual manera el bipedalismo y sonará absurdo. La evolución hacia el bipedalismo -comenta Elaine Morgan en EVA AL DESNUDO- fue violentamente antinatural.

El chimpancé puede erguirse en dos patas para ver a lo lejos, pero cuando quieren correr, usan todas las patas que tienen. Los únicos cuadrúpedos que se pueden mover más rápido en dos patas que en cuatro, son el canguro y la lagartija tejana.

George A. Bartholomew y Joseph B. señalan que la “rareza del bipedalismo en los animales hace pensar que es ineficaz, salvo en circunstancias muy especiales. Debió haber resultado alguna significativa ventaja de orden no locomotor.”

E. Morga objeta estas teorías explicando que, si un chimpancé se escapa con una banana o un guijarro y no puede ponérselo en la boca, lo llevará en una mano y galopará con las otras, porque incluso tres patas son más rápidas que dos. ¿que hacía nuestro antepasado avanzando con pena con una roca en cada mano?

Después de objetar a Morris, sigue con Robert Audrey señalando que su asunto de cómo iniciamos a usar armas, a las que él llama << Las prendas culturales más significativas de la Humanidad>>, es demasiado superficial, quizá esto por su obsesión a las armas.

¿Cómo, y porqué, una sola especie de esos símidos del Mioceno empezó a usar armas?- se pregunta -.

Sarel Eimeren en, The PRIMATES, señala que: » es muy difícil de explicar, por ejemplo, si el modo de defensa normal de un animal es huir de un atacante, huye. Si es luchar con los dientes, lucha con los dientes. No adopta súbitamente una línea de acción totalmente nueva como recoger un palo o una piedra para arrojarlos. Simplemente no se le ocurriría la idea, e incluso si se le ocurriera, el animal no tendría razón alguna para suponer que diera resultado». Incluso si se postula un símido mutante con la sangre fría necesaria para pensar, mientras la adrenalina irrumpe en sus venas, que debe existir un recurso mejor que los dientes, todavía tiene que tener bastante suerte para observar que , casualmente, hay una piedra del tamaño preciso, exactamente entre él y su enemigo y cuando se la tire tiene que dar en el blanco todas las veces, porque si yerra el tiro a un leopardo, ya no va a estar para decirle a sus descendientes que lo único que hace falta es pulir un poco el método; y si yerra el tiro a una gacela, va a pensar que el sistema no funciona y es mejor volver a usar los dientes.

Se pregunta además Morgan: ¿por qué se desnudó el mono desnudo?

Morris sugiere que el símido no estaba físicamente equipado para lanzarse sobre su presa a gran velocidad, como lo estaría un animal más especializado como un León, así que la pérdida del pelo corporal fue de valor para momentos de persecución.

No parece muy convincente que una mujer se prive de su abrigo para que el macho se sienta más cómodo en momentos de cacería.

El espacio de tiempo en que se especula, ocurrió la pérdida del pelaje corporal fue el Pleistoceno, específico por grandes periodos pluviales, que correspondían a las Edades de Hielo del Norte. Un periodo pluvial significaba siglo tras siglo de lluvias torrenciales. Imaginemos a la mujer sentándose desnuda en medio de la llanura mientras él la lluvia arreciaba y aferrando con ambas manos a un infante resbaloso y escurridizo, y tan desnudo como la madre. No es ninguna ventaja que el cazador regrese salvo y fresco si se encuentra con que a su hijo lo han dejado caer de cabeza y se le ha muerto la madre de hipotermia.

El dimorfismo pudo solucionar este problema, acentuando más la pérdida de pelo en un sexo que en otro.

Hasta aquí, se han explicado pros y contras respecto al inicio del uso de herramientas, y la pérdida del pelaje corporal en los dos sexos. Ahora, queda por ver el papel que, en la teoría de la evolución acuática, ha tenido el agua en el desarrollo de nuestra bipedación.

Elaine Morgan, ahonda más en la la teoría mostrando una increíble teoría sobre las raíces del bipedalismo en los humanos. Aunque muchos homínidos tienen aversión al entrar al agua, este miedo en algún momento tuvo que ser superado por condiciones en las que, al llevar un bebé en brazos y ser más lenta que que cualquier otro individuo de su comunidad, muy fácil era presa de grandes felinos.

Explica: «Ella tampoco podía digerir pasto; también tenía un compañero voraz y fanfarrón; también carecía de colmillos; también cargaba con un bebé desvalido, y también a ella la persiguió un carnívoro y se dio cuenta de que no podía trepar a ningún árbol para escapar. Sin embargo, estando en la costa, frente a ella había una gran extensión de mar. Dando de alaridos de terror, corrió directamente al mar. El carnívoro era de especie felina y no le gustaba mojarse las patas; además, aunque él pesaba dos veces más que ella, su presunta presa, como la mayoría de los arborícolas, estaba acostumbrada a adoptar la postura erecta, por más que para la locomoción usará las cuatro patas. Por eso podía adentrarse en el agua más que el felino, sin ahogarse. Se metió hasta el cuello y esperó, abrazando a su bebé, hasta que el gato se hartó de esperar y se volvió a la pradera.

A ella también le molestaba mojarse los pies. Le parecía tan desagradable que a veces deseaba no tener nada de piel. Por otra parte, cuando el domicilio de uno se convierte en un infierno, no es mala idea estar en la playa. Con placer, ella encontró que casi todo lo que había en la playa y en el agua era o más pequeño más lento o más tímido que ella.

Fácilmente, casi sin darse cuenta, pasó de comer pequeños insectos escurridizos a comer escurridizos camarones y cangrejitos.»

Además, estando la madre con gran parte del cuerpo dentro del agua, le era más fácil mantener una postura erecta durante mayor tiempo. Esto provocó que, se fuera esparciendo la actividad de correr hacia el mar donde las hembras podían estar a salvo de los felinos que no se atrevían a entrar al agua, al mismo tiempo que protegían a sus crías, manteniendolas alzadas fuera del agua mientras el cazador se aburriera, se fuera y pasara el peligro. Entonces podían volver a tierra. Es fácil pensar que, entre mayor fuera la postura erguida que se podía mantener, más hondo en la orilla del mar podían entrar, manteniéndose a salvo aquellas con estas características.

Alt

La hipótesis del mono acuático sugiere que todo, desde caminar erguidos hasta nuestra falta de cabello, desde contener la respiración hasta comer mariscos, podría deberse a una fase acuática en nuestra ascendencia. Se muestra un chimpancé macho vadeando agua para forrajear. Foto de Daily mail.

Al paso de millones de años, está situación promovió el bipedalismo. Además, la vida acuática explicaría la sensibilidad en la yema de los dedos, gracias al hábito de tener debajo del agua objetos que no podíamos ver claramente.

Se señaló también que la mejor manera de mantener la temperatura en el agua es contar con una capa de grasa subcutánea, análoga a la de la ballena, en toda la superficie del cuerpo; que es lo que han hecho todos los animales acuáticos, y que en los primates, el homo sapiens el el único en quien se desarrolló esa capa.

Más adelante, y siguiendo con la explicación de la teoría de Hardy, nos da indicios sobre el origen del uso del cabello largo en las mujeres comentando:

«únicamente en el mar, la madre podría darse el lujo de prescindir de la piel. El bebé tendría muy pocos enemigos en profundidades de poco más de un metro. Los leopardos no se aventuran tanto dentro del mal, ni los tiburones se acercan tanto a la costa. El niño pronto se acostumbra al agua y una vez que está en ella su movilidad aumenta y, comparativamente, su peso disminuye.

Lo único que necesita para encontrar tranquilidad y apoyo es es, cuando se cansa, colgarse de la parte de la madre que se queda encima del agua y que naturalmente es el cráneo, de modo que de esa parte de la superficie de la piel, el pelo no desapareció nunca.

Para un bebé sería una importante ventaja que el cabello de la madre fuera lo suficientemente largo para que él pudiera aferrarse con sus deditos; y si el pelo flotaba en torno de ella sobre la superficie a un metro de distancia o más, el niño no necesitaría nadar hacia ella con tanta precisión cuando quisiera descansar.

Al niño no le importaría que la cabeza de su padre fuera lisa y resbalosa porque en el agua, como antes en los árboles, era de su madre de quien él se colgaba.»
Se diría que el agua nos transformó en seres bípedos.

CONCLUSIONES

Hemos visto, en el proceso de encefalización, como el volumen endocraneal aumentó hasta llegar a pesar 1300 gr, cuales fueron las consecuencias anatómicas en la fisiología de la mujer, las optimizaciones que ocurriendo para permitir un cerebro ligeramente pequeño, pero optimizado para permitir al individuo adaptarse mejor al ambiente. Se ha visto también, como parte de la encefalización, como las sinapsis se crean, destruyen y vuelven a crecer, remodelando el cerebro, permitiendo dinamismo en su estructura, además hemos explicado el origen de algunas enfermedades relacionadas con la muerte de las neuronas.

Nos hemos desviado un poco, aunque necesario y propio, para explicar la analogía actual entre el proceso de la sinapsis en el cerebro humano, y como se simula en el aprendizaje de máquinas mostrando algunas funciones que sirven para ejecutar el < momento > de la sinapsis.

Se ha explicado la relación entre el peso del cerebro y la relación que guarda con el peso corporal.

Se han explicado al humano como < ser tricéfalo> gracias al trabajo de por Paul Maclean, y cuales son las funciones de cada una de las partes del cerebro.

De la bipedación, se han comentado los pros y contras de las teorías actuales, siempre enfocándonos en el papel que tuvo la mujer en este desarrollo. Se objetaron ideas de < tarzanistas>, como los llama Morgan para rebatir las teorías sobre la pérdida del pelaje corporal.

Por último, se ha hablado de la teoría de la evolución acuática, propuesta por sir. Alister Hardy, explicando los miedos que los homínidos tenían sumergirse al agua, las penurias que pasó la mujer debido a ser un eslabón débil y lento, lo que la convertía en presa fácil para depredadores y cómo afrontó con valentía el sumergirse en el agua para mantenerse a salvo ella y su cría, ayudando este proceso para mantenerse erguidos y promoviendo el caminar en dos pies.